Juan Carlos Nesta
07/01/2012
Seguramente si vienes a Vigo, no te “libres” de ver esta famosa calle peatonal. Que si vamos a dar un paseo, que si ya verás que bonitos edificios, vamos a tomar un gofre de chocolate y nata ( esta opción me daría para una entrada aparte sobre que hacer en vigo) serán las frases perfectas para que al final acabes el día “pelao” por haber estado de compras por la susodicha calle.


En fin…, otra manera más de conocer la ciudad y de gastar dinero ( o no ). Además de las numerosas tiendas, como buen vecino, podrás soltar la calderilla dándosela a violinistas, payasos, estatuas vivientes,… etc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *